lunes, 10 de febrero de 2014

Mundos Paralelos XII. El Miserable.


― Estimado Diego, ya no sé qué decirte. Llevamos más de un año en terapia, he consultado a tus padres, a tus abuelos, a tu hermano… No encuentro nada en tu ambiente familiar que sea la causa de que te comportes como lo haces, que maltrates a tus compañeros, a tu hermano, que uses tanta ira, rencor, violencia hacia los demás… Creo que cambiaré de estrategia, claro, si tú estás de acuerdo.
― ¿De qué se trata?
―Quiero que hagamos una regresión para buscar en tus vidas pasadas.
― ¿Qué es eso?
El Doctor Ramos, le explicó detalladamente lo que quería hacer. Después de unos quince minutos de plática lo convenció y empezó el procedimiento. Su armónica voz fue llevando lentamente a Diego a viajar en el tiempo…

***

― Quiero que te concentres y vayas al día en que naciste…
― Es Diciembre, pero no veo el día… 1892, España… sí, no cabe dudas.
― Trata de visualizarte como niño…
Diego empezó a sudar… su rostro reflejó una angustia desmedida. Sus palabras brotaban temblorosas.
― Papá me está agarrando el pito, me lo pellizca, se ríe. Le dice a mi hermano: “¿Pero tú ves algo aquí?” Nico, mi hermano mayor se ríe y remata: “Bobalicón, cerillita” Corro hacia mi madre. Me refugio en sus piernas. Ella me cobija y dice: “Merelillo mío”.
―Sal de ahí. ―dice el doctor. Pero Diego parece no escucharlo.
― El infierno no estaba sólo en mi casa. Veo veteranos de la guerra de Cuba. Me voltean a ver como asombrados y me burlan de mi enorme cabeza.  Es una infancia miserable. Mi padre me llama Paquita. Se ríen de mi voz afeminada. No entiendo nada pero me siento horrible. Son demasiados complejos y obsesiones… ―Hace una pausa. Llora. Tiembla. Su respiración se agita. ― Ahora veo una academia militar. ―Vuelve a  angustiarse. ― Un nombramiento. Soy comandante.
― ¿Dónde estás?
― Oviedo. Estoy confundido. Veo a un hombre por el cual creo que siento algo más que admiración… amor a primera vista. No… es algo así como el hijo que nunca tuve. Es muy raro. Me intimida el sexo. Soy un hombre reprimido y humillado. Veo el poder. Un país. Pero la sombra de mi padre no deja de perseguirme. Lo escucho decir: “Ese caudillo es un cabrón y un chulo. ¡Si lo sabré yo, que soy su padre!” Aparece una mujer. Sí, es la esposa del presidente de Argentina.
― ¿Quién eres Diego?
― Fui un miserable que se convirtió en Caudillo. Fui un dictador que gobernó a España entre 1939 y 1975.
Diego despierta sobresaltado. Se sienta en el diván. Suda. El doctor contrae su entrecejo. Tose ligeramente.
―Ya entiendo el porqué eres tan abusivo y violento.


Dedicado a mis fieles lectores españoles. Ustedes tienen la palabra. 





43 comentarios:

  1. Vuelve un nuevo post sobre Mundos Paralelos. A mis amigos de España puede ser que le guste mucho esta historia.
    Gracias por sus amables comentarios en el post anterior.
    Abrazos
    Carlos

    ResponderEliminar
  2. ¿Estás hablando de Franco? Porque eso me parece, y que yo sepa no se llamaba Diego, ¿no? Igual es que aún no me he hecho bien con la dinámica de esta sección... En todo caso, me ha gustado mucho, me gusta ver los orígenes de algo tan aterrador. Biquiños!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es justamente Franco. Diego es un personaje adolescente actual cuyo comportamiento es consecuencia de haber sido Franco en sus vidas pasadas. De haber sido abusado y reprimido, ahora se la desquita con todos.
      saludos
      carlos

      Eliminar
  3. Bueno ya sabemos que cuando se tienen traumas infantiles o adolescentes, el futuro no se presenta demasiado placentero para nadie con esos problemas...pero creo que siempre hay opciones si queremos llevar una vida digna y superar viejos recuerdos. Lo malo de este señor es que, creo, que nunca quiso tener opciones, que le fue muy bien ejerciendo la mala leche que llevaba dentro y abusando de un poder que jamás debió tener.

    Buen relato, Carlos, nos has traído pinceladas de una historia que quedó para vergüenza de nuestro país.

    Besos apretaos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. DESGRACIADAMENTE LA MAYORÍA DE LOS DICTADORES SON ASÍ.
      GRACIAS POR PASAR Y COMENTAR.
      CREO QUE ME FALTARON MUCHAS COSAS POR PONER DE ESTE ABOMINABLE DICTADOR, PERO SE IBAN A DAR CUENTA LUEGO LUEGO.
      ABRAZOS
      CARLOS

      Eliminar
  4. Uma fantástica história, um apelo à reflecção!
    E porque não dizer, à introspecção.

    ABRAÇO

    http://diogo-mar.blogspot.com/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. GRACIAS DIOGO, BIENVENIDO. YA ESTUVE POR TU BLOG. DESPUÉS COMENTO CON CALMA.
      SALUDOS
      CARLOS

      Eliminar
  5. :) A medio relato ya lo he descubierto, que en su vida anterior fue Franco. Buenas pinceladas diste de aquel personaje, era un ser acomplejado que en lugar de superar sus traumas los agrandó hasta hacer que todo un país se convirtiera en un infierno.

    Saludos desde España.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. EL OTRO DÍA VIENDO UNA DE TUS CARICATURAS SE ME HA OCURRIDO ESCRIBIR ESTA HISTORIA EN LA SERIE MUNDOS PARALELOS.
      GRACIAS POR PASAR Y BIENVENIDO XIMO.
      SALUDOS
      CARLOS

      Eliminar
  6. ¨ Paca la culona" como le sacó uno de sus propios generales. Fue caudillo de España por la Gracia de Dios, eso ponía en las monedas, y los españoles estuvimos cuarenta años riéndole las gracias. No es para nada de extrañar que tuviese tan mala leche, ya que desde niño tuvo muchos traumas. El propio padre se reía de él, y le decía marica.

    Un abrazo Carlos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, lei muchas cosas de el, de su relacion con Juan Carlos de Borbon, de su miedo al sexo, de la humillacion de su padre, de su mujer. Fue todo una fichita.
      abrazos mi Rafa

      Eliminar
  7. Hasta apareció la "mujer del presidente argentino", supongo que es Evita, la de Perón... Dios los cría y ellos se juntan...
    Y la propia mujer también lo maltrataba bastante ¿no?
    Y él jodió al pueblo, al país...
    Bien retratado Carlos.
    Abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si claro. Fue Evita. Se dice que hubo un romance entre ellos.
      definitivamente fue un tipo lleno de complejos y de humillaciones. Se desquito con el pueblo.
      abrazos.
      carlos

      Eliminar
  8. Pues yo hasta que no lo has dicho no supe que era Franco, podría aplicarse a tantos y tantos esos complejos, esos sentimientos reprimidos, era época para ello, aunque cierto es que cuando acaudilló Franco todo se agudizó mucho más.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El poder suele hacer eso. Te enfermas y llega el momento que no hay medidas.
      Abrazos
      carlos

      Eliminar
  9. Yo es que no puedo ni hablar de este hombre, ni de ningún otro dictador... El hecho de haber tenido una vida dura no es excusa para luego comportarse como un tirano. Ni a gran ni a pequeña escala. Un besote!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes mucha razón.
      Pero así es el ser humano. Impredecible.
      Gracias Alter
      Carlos

      Eliminar
  10. El hecho de que un maltratado se vuelva maltratador de personas inocentes siempre lo he encontrado un agravante, más que un eximente.
    Con respecto a Franco en concreto, me has enseñado cosas que desconocía. Nunca me había dado por profundizar demasiado en su persona.
    Un abrazo, Carlos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ley un libro de la autora... Pilar Eyre. Ahí narra sus miserias, complejos sexuales y afectos en Franco Confidencial (Destino, 2013), un libro que revela, además, el amor paternal que sintió el dictador por Juan Carlos de Borbón.
      Un abrazo Macondo.
      Carlos

      Eliminar
  11. Somos lo que en nuestra niñez aprendimos y sufrimos, así es, en el fondo somos el fruto del pasado que siempre nos recuerda lo que fuimos y lloramos.
    Todos los dictadores y asesinos tienen su cuota de agresividad en la piel, casi siempre causada en el entorno familiar.
    Muy interesante relato, me quedo en tu blog.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenida Taty. Gracias por tus comentarios. He pasado por tu blog. Muy interesante.
      saludos
      Carlos

      Eliminar
  12. Nuestros fantasmas acaban Saliendo tarde o temprano. Muy bueno el post, te felicito. Un abrazo Carlos.

    ResponderEliminar
  13. Yo ni supe de quien hablabas. Yo muy mal o no.


    Saludos

    ResponderEliminar
  14. Yo te voy a ser muy franca, ja,ja,ja...lo pillas?
    El caso es que yo era muy jovencita y vivía nada más, es cierto.
    Sí que recuerdo, como hermana pequeña de ocho hermanos, el terror de mi madre con la partida de cada uno de mis hermanos a la mili aquella de entonces.
    Ella sí que había vivido la guerra y la posguerra siendo adolescente y todo lo relacionado con el ejército le producía un terror tremendo.
    En mi casa eran todos de izquierdas y se hablaba mal, muy mal de este cabezón, caudillo por propio decreto, de sus matanzas y terrores...
    Así que fui creciendo con un odio voraz hacia ese déspota cruel y altivo y a sus indefinibles tropelías.
    Cualquier dictador lleva el infierno en sus venas, no tiene sangre bombeando su mal llamado corazón, así que este tipo de España era otro de esos tantos que pululan y fustigan el mundo.
    Ahora, en el presente, de manera sutil comenzaron una dictadura solapada que nos está llevando a la pobreza, la humillación y falta de dignidad más absoluta y sorprendente, esto último, porque lo vamos aguantando todo como borregos...
    Perdona la extensión,¿sí?
    Ah, lo olvidaba...
    Me he reído mucho con tu comentario en mi entrada de Nana. La wiki es un recurso estupendo,¿eh?
    Ja,ja,ja
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, No te olvides que en cuba teniamos que estudiar lo ruso de a fuerza... así que no te extrañe que el recurso de wiki fue solo un apoyo jajajaja.
      Entiendo lo de la dictadura, yo viví en una que ha durado mas que franco...
      Saludos
      Carlos

      Eliminar
  15. Muy de malas Diego con su vida anterior, con razón su forma de ser.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajaja resultó ser un dictador y además humillado por todos los suyos.
      Abrazos
      carlos

      Eliminar
  16. Carlos, gracias por la felicitación.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  17. Muy bueno el escrito.

    Siempre hay una razón detrás de cada comportamiento...

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que sí.
      Bienvenida al blog
      saludos
      carlos

      Eliminar
  18. Noooooooooooooooooo, la transmutación de los elementos, otra vez el caudillo y Evita. Ya me entran pesadillas.

    Saludos Carlos

    ResponderEliminar
  19. Soberbio¡¡, lástima que mi padre no lo pueda leer, hubiera disfrutado mucho mas que yo.

    Besos como española y compañera ♥♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias TR. Hubiera sido interesante que lo hubiera podido leer.
      gracias
      carlos

      Eliminar
  20. ¡¡¡Brillante!!! Ojalá hubiera tenido otra infancia, al final muchas veces debido a los traumas de cierta gente pagamos todos...
    Muy buen texto, me ha encantado.
    Un beso

    ResponderEliminar
  21. Muy buen texto. Desde Argentina no lo puedo juzgar, para muchos españoles que vinieron a vivir en nuestro país, era un castigo, para otros un héroe.
    Una de cal otra de arena, como todo en la vida.

    mariarosa

    ResponderEliminar
  22. Uf. Nuestro caudillo parece que no muera nunca. Una aproximación muy interesante.

    Un saludo

    ResponderEliminar

Si ya llegaste hasta aquí, comenta algo por favor. Tu opinión es muy importante para mí. Gracias.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...